Chapucillas


Ir al Contenido

Menú Principal:


Chapucilla 197

Chapucilla 151-200




Llama de la cocina no se mantiene

Visualizar pantalla completaAnteriorPlaySiguiente


Esta “Chapucilla” viene a resolver un problema habitual en nuestras ACs (Motorhome), se trata de cuando encendemos el fuego de nuestra cocina (u otro electrodoméstico), y éste cuando nosotros dejamos de presionar el mando del gas, se apaga, repetimos la operación y vuelve a ocurrir lo mismo, ¿Qué ocurre?.

Si nos fijamos, junto al quemador en la cocina, distante unos milímetros, vemos que hay sobresaliente un tetoncillo con aspecto de ser de acero, pues bien, esto es el Termopar, el “culpable” de que nuestro fuego se mantenga encendido durante nuestra labor en la cocina y que en caso de acabarse el suministro de gas ó que una corriente de aire apague el fuego, este Termopar se encarga de cortar el suministro de gas y así evitar un más que probable serio accidente, ¿Cómo lo hace?, antes un poco de cultura.

El Termopar es por mucho el sensor de temperatura más utilizado en la industria por diferentes razones, podemos mencionar entre otras el amplio intervalo de temperaturas en su uso, su robustez y la relativa buena exactitud, rápida respuesta a cambios de temperatura, versatilidad de uso y bajo costo.

El Termopar fue inventado por Thomas Seebek en 1831, él descubrió que una corriente eléctrica fluía en un circuito cerrado de dos metales distintos cuando una de las uniones era calentada. La dirección y magnitud de la corriente son función de la diferencia de temperatura de las uniones y de las propiedades térmicas de los materiales usados en el circuito (si abrimos este circuito obtenemos una diferencia de potencial pequeña (milivoltios), la cual es directamente proporcional a la temperatura de la unión y a la composición de los dos metales). A este fenómeno se le conoce como “Efecto Seebek”.

Volviendo al problema que nos ocupa y tras conocer el funcionamiento del Termopar solo queda mencionar que esa pequeña corriente producida por el calor de la llama en el Termopar es suficiente para activar la electroválvula situada en el mando de apertura y cierre correspondiente a ese fuego en concreto, por lo que el problema solo tiene tres causas posibles:
1ª Electroválvula estropeada
2ª Cableado termopar estropeado
3ª Mal contacto en los terminales del cableado del Termopar

Como caracteriza a “Chapucillas”, siempre comienza por lo más sencillo y fue simplemente desconectar y volver a conectar los dos terminales provenientes del Termopar, situados en los contactos de la electroválvula, lo cual dio resultado, ya que por oxidación ó suciedad no lograba cerrar el circuito de la sonda de temperatura, siendo el culpable del problema la 3ª causa expuesta anteriormente.


Todo esto y mucho más en:

http://chapucillas.acmur.es


Inicio | Importante | Webs amigas | Chapucilla 1-50 | Chapucilla 51-100 | Chapucilla 101-150 | Chapucilla 151-200 | Chapucilla 201-250 | Mapa del Sitio


Regresar al contenido | Regresar al menú principal